Partes del montacargas que pueden romperse

partes montacargas pueden romperse

Sin duda, disponer de un montacargas, ya sea por medio de su adquisición o renta, es una de las mejores inversiones que pueden hacer los negocios que se ven obligados a cargar, trasladar y acomodar materiales diversos y mercancía.

Ahora bien, una vez que se tiene este compromiso dentro de una compañía, dos factores importantes son:

  1. Asegurar el mantenimiento periódico de este equipo mediante la revisión constante por parte del personal operativo y la contratación de una empresa especializada en ese servicio.
  2. Conocer a la perfección las partes que lo componen, su funcionamiento y las consecuencias que la falla en cada una de las partes podría acarrear para la máquina y quienes la operan.

Quizás le interese leer: BRINDE SEGURIDAD A SU NEGOCIO CON REVISIÓN DETALLADA DE SU MAQUINARIA

En este sentido, lo primero que debe saber es que el mástil de la carretilla elevadora (cuya función consisten en recoger, elevar y colocar la carga en el lugar correspondiente) es pieza clave para el funcionamiento de la misma y,  por ende, también es el sistema en el que pueden ocurrir las fallas más peligrosas, pues de encontrarse en mal estado se entorpecería o cancelaría el ciclo de carga y descarga, pero, principalmente, la falla podría poner en riesgo la integridad y, en ciertos casos, incluso la vida del personal.

Por ello, su revisión diaria es una necesidad impostergable y, retomando lo que explicaba, cuando se es responsable de este tipo de maquinaria, conviene saber que el mástil está conformado por cuatro partes esenciales para su funcionamiento: el cuerpo o carriles, las mangueras hidráulicas, cadenas y pistones, de los cuales tanto la cadena como las mangueras hidráulicas son susceptibles a romperse.

En caso de que lo roto fuera la cadena, esta situación seguramente se produciría como consecuencia de la falta del correcto engrasado de la pieza o de que haya transcurrido mucho tiempo sin llevarse a cabo esta previsión de mantenimiento. Para este propósito lo más aconsejable es utilizar grasa líquida, dado que ésta penetra mejor en los eslabones que conforman la cadena.

Una segunda situación de riesgo es la asociada con la ruptura de las mangueras hidráulicas, lo que a su vez puede producir fugas que generen la contaminación del sistema y su descompostura en el corto plazo.

De ahí que visitar nuestro catálogo de  artículos para la industria y refacciones para maquinaria será la solución ideal. Conozca Multilift, nosotros nos encargamos de que su montacargas se encuentre en excelentes condiciones.